22 de julio de 2009

El Vagón de la Poesía I Parte

Con la vena poética encendida y la musa inspiradora susurrando a mi oido (será verdad?)escribo en la seccion de poesía del tren, este poema sencillo, pero que sale de mi corazón. A ver que tal...
DULCE PARADOJA

Vives en mis recuerdos,

aun cuando estés enfrente,

siento tu aliento en mi nuca

después de que te vas

Cuando es de noche,

Estas en mis mañanas,

El sol que viene y se va

La luna que no se quiere ocultar.

Mi luz y mi estrella

cuando no hay oscuridad

Mi niebla y mi oscuridad

que el día ha de alumbrar.

*

Eres esa figura misteriosa

Que se desliza bajo las sabanas

Cuando yo no estoy allí.

Y que se escabulle por la ventana

Cuando mi cabeza, sobre la almohada

Trata en vano, el sueño conciliar.

*

Eres el que viene a robar

Mi sueño y mi cansancio

Trayendo risa y llanto

Angustia y tranquilidad

Eres la paz y la guerra

El conflicto de nunca o siempre acabar.

*

Eres el agua que se desborda

Cuando mi sed has de saciar

el aire que llega o no llega

cuando quiero y no puedo respirar

me quemas y me refrescas

cuando el frio o el calor

mi vida hace temblar

y busco con mis ojos cerrados

tus ojos de gato brillantes en la oscuridad.

*

Esta dulce paradoja

Este ardiente antagonismo

Que nos llena, nos sacude

Y nos hace vibrar

En una sinfonía sin nota sin compas

En la que nuestras almas

Se mezclan sin cesar

En ese mundo absurdo

Del que no queremos escapar

Te amo, tu me amas

no te amo, tu te vas

y me tienes y te amo

luego me amas, te tengo y te vas.



1 comentario:

vangelisa dijo...

te salió genial el poema.
"te tengo y te vas" que gran verdad
me gustó mucho
un beso